#LaEntrevistadeTrabajo

#EntrevistaDeTrabajo con Jon Sáenz

Hoy, los empleados de la oficina están algo tristones. Después de varios meses viendo a candidatos entrar y salir del despacho del “líder supremo”, de hacer sus propias apuestas y de tener todos los jueves tema de conversación, el divertimento se acaba. Y es que  el despacho del jefe recibirá hoy  al último candidato a trabajar para Erial Magazine. El aspirante que personifica este fin se llama Jon Sáenz  y vive en Madrid. Y ha entrado muy seguro él a la oficina. Dolores, la recepcionista, también estaba en esto de acuerdo. Nos ha chivado que estudió algo de ilustración y publicidad en ESDIP  y que se ve muy echado “pa lante”. Nosotros, como siempre, y para no romper la tradición, nos hemos pegado discretamente a la puerta del despacho para quedarnos con la copla de todos los detalles.

P. Le pido que me sea sincero. ¿Cuántas veces ha pensado “cuando estos dibujos vean la luz, el mundo se rendirá a mis pies y seré un auténtico cabronazo”? Y seguidamente se ha asustado de sí mismo.
R. Lo de dominar el mundo lo veo difícil, aunque quizás un par de países…

P. Me preocupa. ¿Sufrió de pequeño la envidia de sus compañeros de clase por hacer los mejores dibujos en el “tiempo libre”?
R. De pequeño se me daba bien copiar, aunque es ya de grande cuando me da por ponerme a dibujar a tope.

P. ¿Su familia se alegró tanto como usted de que su don fuese dibujar?
R. Se quedaron un poco a cuadros cuando dejé la carrera y me metí a esto. Pero siempre me han apoyado.

P. ¿En qué situación profesional se encuentra ahora?
R. Buscando trabajo de esto, cosa difícil hoy en día.

P. Si todos los canales de televisión cayesen un martes de agosto a las cuatro de la tarde y de usted dependiese elegir el único que se salva. ¿Con cuál se quedaría?
R. No suelo ver la televisión.

P. ¿Tiene alguna manía confesable a la hora de dibujar?
R. Necesito estar en mi habitación con mis herramientas y aislado.

P. ¿Con o sin música? Lo de dibujar, me refiero.
R. Casi siempre con música, normalmente bandas sonoras de videojuegos, pero puede llegar a sonar clásica, hip hop, metal, etc.

P. Hablemos de la situación de los dibujantes. Dicen “las gentes” que la situación está muy cruda, ¿cree que todo es una exageración?
R. Qué está muy difícil es una realidad, pero cuenta la leyenda que se puede vivir de esto, el tiempo dirá.

P. ¿Está leyendo algún cómic ahora?
R. Ahora mismo, Venom.

P. Y ya que le tengo aquí…el viernes es el cumpleaños de mi cuñado, el del banco, que es muy aficionado a esto. ¿Cuál me recomendaría comprar para quedar bien?

R. Blacksad siempre se lo recomiendo a todo el mundo, aunque después de estar haciendo cuentas en la oficina todo el día, un Hulk destrozándolo todo pues relaja. Planet Hulk también vuele valerle.

Anuncios
Estándar
#LaEntrevistadeTrabajo

#EntrevistaDeTrabajo con Abel Pajares

“¡Por fin, es jueves!” ha canturreado la oficinista esta mañana. Dolores se lo pasa pipa hoy viendo el trasiego de candidatos que entran y salen del despacho del “líder supremo”. Ella, por supuesto, debajo del mostrador va apuntando sus propias apuestas. Hoy dice que cree que el elegido será Abel Pajares. El chico estudió algo de creación gráfica y diseño y producción editorial, además, dice Dolores que en la ficha ponía que es de Fuenlabra, y el jefe tiene familia allí. Nosotros como quien no quiere la cosa seguimos con la tradición de pegar la oreja para quedarnos con la copla de todo lo que pasa dentro del despacho. Esta vez hemos tenido suerte porque al grito de Dolores de “todo despejado” justamente estaba dentro el tal Pajares.

P. Empecemos por la pregunta más importante. ¿Ha intentado ligar alguna vez utilizando su destreza con el lápiz?
R. Sí, y me ha dado muy buenos resultados.

P. ¿Cuándo se dio cuenta de que dibujar era lo que le hacía mirarse en el espejo y decir “no veas tío lo que molo”?
R. En realidad, cuando me miraba al espero era para reventarme granos. Lo de “no veas tío lo que molas” me lo decían los demás aunque yo no les creía.

P. ¿Su madre se alegró tanto como usted de ese descubrimiento?
R. Creo que todavía no se ha dado cuenta que me gano la vida dibujando.

P. “Las gentes” dicen que los dibujantes las estáis pasando crudas. ¿Mentira o simplemente desvirtualización de la realidad?
R. Buf, siempre lo hemos estado en este país.

P. ¿Cuál es su situación: estudia, trabaja, nini, single, hipster?
R. Creo que “pintamonas” que es la unión de autónomo sin cobrar, desempleado que cobra, masoquista…

P. Ya sabe que hoy en día “no experiencia, no party”. ¿En qué otros sitios ha trabajado?
R. Como freelance, todo lo que caiga.

P. Después del peor día de trabajo, ¿elegiría Burger King o McDonald’s?
P. Rober Burger.

P. ¿Tiene, a la hora de dibujar, alguna manía confesable?
R. Aislarme totalmente de todo y de todos. Me distraigo muy fácilmente y necesito absoluta concentración.

P. ¿Con o sin música? Lo de dibujar, me refiero.
R. Música, audiolibros y podcasts.

P. Antes de que se levante, ¿podría recomendarme algún cómic? Mi cuñado, el del banco, es muy aficionado y ya sabe, tengo que quedar bien.
R. Pues os recomendaría uno que estoy empezando llamado Los cuentos de Lloder. Tiene dibujos muy bonitos y eso. Pero a un banquero, le recomendaría Obelix y compañía.

Estándar
Entrevista, Expocómic 2014

“En el futuro, el merchandising podría darnos más dinero que las historias”

Durante la última edición de Expocómic, nos encontramos con los creadores de algunos de los personajes más influyentes de las redes sociales en España. Raquel Córcoles y Carlos Carrero tienen la responsabilidad de mantener viva la llama de “Moderna de pueblo”, un personaje que sólo en Facebook tiene 266.500  seguidores.

Texto: J.David Navarro / Fotografía: Aina Buforn

Raquel Córcoles es ya un rostro bastante conocido en los medios de comunicación. El impacto que su primer personaje “Moderna de pueblo” generó en las redes sociales y, consecuentemente, en las librerías ha sido tremendo. De hecho, el libro con el que debutó en esto del cómic “Soy de pueblo” está agotado y “Los capullos no regalan flores” ya va por su carta edición. Con estas cifras, las ideas que salen de la mente de esta chica de Reus valen oro. Por lo pronto, sabemos que Raquel y Carlos Carrero empezaron a trabajar en una historia sobre la pareja moderna, pero “se nos cruzó entre medias otra idea que nos convenció más y que seguramente nos dará para publicar un libro en septiembre” dice Raquel.

Sería, por lo tanto, el segundo que publica junto con su novio, Carlos Carrero. Un ingeniero que acabó atrapado en las redes de la ilustración y ahora ha pedido una excedencia laboral, “los personajes cada vez requieren más tiempo y llega un momento en el que no puedes compaginar ambos trabajos” reconoce Carlos. Los dos juntos, trabajan ahora para dar un empujón a la tienda online que abrieron hace tres meses.

Moderna de pueblo

Las cifras de ventas de sus libros son para Raquel una forma de darle prestigio a las ilustraciones y, también, el gancho para que los medios se sigan interesando por su trabajo, pero “los libros no dan para vivir”. Sería una de las razones por las que Raquel y Carlos se han lanzado con la línea de merchandising. “Yo no creo que sea merchandising, al uso” puntualiza Raquel, “no estamos estampando la moderna en tazas, camisetas o bolsas sino que intentamos crear ilustraciones adrede para, por ejemplo, cuadros”. Y, a unos precios asequibles para que “ningún lector que quiera comprar algo no lo pueda hacer”. Poco a poco, Carlos opina que “en el futuro el merchandising podría darnos más dinero que las historias”.

“¿Tienes miedo de que los personajes que rodean “Moderna de pueblo” puedan tener fecha de caducidad?” le pregunto a Raquel. “Mientras siga trabajando, no” responde. A lo que Carlos añade: “las cosas de las que hablamos son, en el fondo, cotidianas y tendencias que siempre van a seguir surgiendo”. Aunque, la verdad, ahora mismo la verdad no piensan en la caducidad de sus personajes puesto que tienen que compaginar “un montón de proyectos al mismo tiempo”. Y, nosotros, nos alegramos puesto que solo esperamos que “la moderna” y los nuevos personajes sigan vivos mucho tiempo para seguir echándonos unas risas.

 

 

 

Estándar
Entrevista, Expocómic 2014, J.David Navarro

Beowulf se empezará a vender en Estados Unidos este 2015

David Rubín está en uno de sus mejores momentos profesionales. Este recién estrenado 2015 pinta bastante bien para el dibujante gallego. Para empezar, Beowulf -cómic que guionizó Santiago García- empezará a venderse en EE.UU donde Rubín no es un desconocido porque ya ha colaborado con Paul Pope en la precuela de Battling Boy. Precisamente, será este año cuando salga el segundo volumen de la historia de Aurora West. Sigue leyendo

Estándar
Entrevista, Expocómic 2014

Madrid estrena artist alley

El artist alley es una zona dentro de los salones de cómic donde los autores pueden vender su trabajo directamente al público sin la intermediación de la editorial. Por eso, los dibujantes que forman parte de esta iniciativa aprovechan para promocionar su trabajo más personal. La primera vez que se ha organizado algo así en Madrid ha sido durante la última edición de Expocómic. Aprovechamos la ocasión para hablar con algunos de los participantes.
Sigue leyendo

Estándar
Entrevista, Expocómic 2014

Después del éxito de “La piel del oso”, Zidrou y Oriol publican “Los tres frutos”

Zidrou y Oriol se conocieron hace unos tres años gracias a un editor francés al que Oriol había presentado algunos trabajos. Su primera colaboración, “La piel del oso” (2012) ha dejado tras de si un número considerable de premios. Con vistas a no romper la dicha de la fortuna, Oriol ha continuado trabajando con el guionista belga en varios proyectos más. Por lo pronto, en enero la editorial francesa Dargaud publicará “Los tres frutos”. Sigue leyendo

Estándar
Andrea Buforn, Expocómic 2014, Review

Review: La piel del oso

Andrea Buforn

¿Alguna vez os ha pasado que escucháis hablar de un cómic o un libro y a partir de ahí cada vez que te quieres dar cuenta te topas con él? Pues eso es lo que me pasó a mí con La piel del oso de Oriol Hernández (conocido también como Oriol). Hace ya unos meses un amigo nos lo recomendó una noche, diciéndonos que el dibujo del cómic era una pasada. Después de eso, a principios de este mes, Sergio Bleda twitteaba en su cuenta que tenía muy buena pinta y que se lo pedía a los reyes magos. El punto de inflexión, cuando ya dije: “ahora no te me escapas” fue cuando, literalmente, me topé con la firma de Oriol en el Expocómic. Me compré el cómic y además pudimos hablar un rato con Oriol mientras me hacía un dibujo. Próximamente publicaremos todo lo que nos contó. Sigue leyendo

Estándar